"Ultramemia"

Portada de Ultramemia
  • Canciones:
    1. Ultramemia
    2. Señores
    3. Que no te cojan
    4. Basta de nacimientos
    5. Doctor Tricornio
    6. Promiscuidad
    7. Trabajando para Dios
    8. A.M.V. (Agrupación de Mujeres Violentas)
    9. Menos yo
    10. Quemé el Liceo
    11. Tus monsergas
    12. Ultramemia (Galego)
    13. Ultramemia (Català)
    14. Ultramemia (Euskera)
    15. Miedo a un planeta DEF '96



    Ultramemia

    No es bueno para tí que preguntes demasiado,
    que te alejes de la senda del perfecto ciudadano.
    Matrimonio soso, trabajo precario,
    y en tu mente la quimera de que te hagan encargado.
    Tampoco te conviene darle demasiadas vueltas
    a los hechos, que al pensarlos se convierten en problemas.
    Deja que el mundo siga su curso
    y continúa tu camino en silencio y a lo tuyo.
    No cometas el error de alterar las directrices
    en que se apoya la gente con quien vives.
    Es preferible la injusticia al desorden,
    decía el abuelo al abrocharse el uniforme.
    Tu conducta inquieta a los vecinos,
    te señalan por la calle quienes fueron tus amigos.
    Esto ya era así antes de que tú nacieses,
    no le des más vueltas, calla y obedece.
    Porque estás en Ultramemia.
    Vivirás en Ultramemia.
    Has nacido en Ultramemia
    y te morirás de asco bordando con tu tedio su bandera.
    No es aconsejable desconfiar del dirigente,
    sagrado timonel de tu destino y tu suerte.
    Él piensa por tí para que tú no pienses nada:
    con un cerebro sobra para toda la manada.
    Enturbias con tus dudas la imagen del míster
    y encima pretendes que nadie te vigile.
    Esto ya era así antes de que tú nacieses,
    no le des más vueltas, calla y obedece.
    Porque estás en Ultramemia.
    Vivirás en Ultramemia.
    Sigue con los sellos en la estafeta,
    mejor ser anónimo que profeta.
    Quítate de la cabeza esas tonterías,
    tampoco es tan incómodo vivir de rodillas.
    Porque estás en Ultramemia.
    Vivirás en Ultramemia.
    Has nacido en Ulramemia...



    Señores

    La cara abotargada, mirada desafiante,
    sacando barriga en la puerta de los bares.
    Un día más observan satisfechos
    mientras con disimulo se pellizcan en los huevos.

    En la calle, en el trabajo,
    mirando a su entorno con cara de asco.
    De vuelta de todo, pisando fuerte,
    charlando a gritos con los amiguetes.
    Atentos siempre al telediario
    para interrumpirlo con sus comentarios.
    Discutiendo por la quiniela
    y a mi santa madre no la metas.

    Lo paso de miedo los jueves con los compis de la mili.
    Le pongo los cuernos a mi Maruja pero sólo con travestis.
    Menudo Mercedes que voy a comprarme si me toca la lotería.
    Que nadie me quite el cubatita al salir de la oficina.

    ¿Señores? Sí, señores.
    Con ustedes: más señores.

    Lo paso de miedo los jueves con los compis de la mili.
    Le pongo los cuernos a mi Maruja pero sólo con travestis.
    Menudo Mercedes que voy a comprarme si me toca la lotería.
    Que nadie me quite el cubatita al salir de la oficina.

    Señores con traje,
    señores de sport,
    con gabardina,
    o tres cuartos "Garzón".

    Señores fondones,
    señores fibrosos,
    señores peludos,
    señores graciosos.

    Señores que se apoyan en su entorno de señores
    donde corta el bacalao el que le echa más cojones.
    Otro cogerá este sobre si tú no lo coges.
    ¡Qué bien nos lo montamos siempre entre machotes!




    Que no te cojan

    Eres un canijo pero sabes ya
    que a la vida da asco verla
    y que todo lo que te han contado
    y todas las mentiras que te ha hecho tragar
    en el colegio el señor maestro
    sólo han servido para que ahora sepas
    que ésto es un camelo,
    pura y simple tomadura de pelo,
    porque ahora el pasado, por arte de magia,
    tiene vida propia y va cambiando
    según convenga alterar biografías.
    En la enciclopedia, limpiando con Zotal,
    para que no huelan los hechos,
    que nunca es bueno que la gente sepa.
    Porque reyes y presidentes son
    y serán por siempre
    grandes figuras incuestionables
    ante quienes hay que doblar el espinazo,
    dar taconazo, besar su mano,
    honrar su sable y que Dios les salve.
    Por éso nunca conviene olvidarse
    de nadie y hacer memoria
    e intentar averiguar la verdadera historia
    y cuanto más arriba y más atrás
    mira y verás cómo te sorprende
    el poco disimulo con que todo el mundo
    cambia de chaqueta, corbata, gabardina
    o chandal, pero nunca de gallumbos.
    Y todos a una pisándote la chepa,
    arrampla, trinca, malversa,
    que siga el pasodoble, la juerga flamenca
    y grita con ellos: "Vivan las caenas"

    Rompe ya tu silencio,
    dale duro al que te dió primero.
    Únete a la disidencia, piensa y que no te cojan.

    Que no te cojan.

    Eres un canijo pero sabes ya
    que a la vida da asco verla
    y que estás padeciendo una náusea constante
    de tragarte siempre los mismos fraudes
    y girar, sin parar,
    encima de un pedrusco que ha dado ya
    demasiadas vueltas, demasiadas veces,
    en el mismo sitio y sobre un mismo eje.
    Y ya lo has comprobado,
    a cada tropiezo le sigue un palo,
    nada sirve para nada,
    el príncipe nunca se convierte en rana
    y una y otra vez se pone en marcha
    la misma manivela que mueve el engranaje
    y trocea en estaciones, de lunes a viernes,
    domingos y festivos, el tiempo que te queda
    para verlas venir e intentar discernir
    entre tanta morralla que ya les vale
    de cuentos chinos y embustes oficiales.

    Punto final y mucho cuidadito
    con hacer recordar quien fuera
    el delfín del anciano general
    aunque ya da igual,
    porque hoy los supuestos contestatarios
    viven también de las arcas del estado.

    Rompe ya tu silencio,
    dale duro al que te dió primero.
    Únete a la disidencia, piensa y que no te cojan.

    Que no te cojan.

    Eres un canijo pero sabes ya
    que a la vida da asco verla.
    Pero ésto es lo que hay y éso es lo que pasa,
    si no quieres caldo toma siete tazas.
    Y todos a una pisándote la chepa.
    arrampla, trinca, malversa,
    que siga el pasodoble, la juerga flamenca
    y grita con ellos: "Vivan las caenas"

    Rompe ya tu silencio,
    dale duro al que te dió primero.
    Únete a la disidencia, piensa y que no te cojan.

    Que no, que no,
    que no te cojan.




    Basta de Nacimientos

    Chico busca chica, chica busca chico,
    luego se hacen novios y todo es muy bonito.
    Al cabo de un año boda por la iglesia
    y a pagar la entrada de un pisito con moqueta.

    Han pasado ya seis meses y estamos aburridos
    de vernos los caretos y poner verde al vecino.
    Chica quiere niña, chico pide niño.
    Nada como un parto para estar entretenidos.

    Basta de nacimientos,
    vasectomía solidaria por decreto.
    Basta de nacimientos,
    vasectomizarse es el remedio.

    Carne de su carne, sangre de su sangre.
    Destino ruinoso trazado por sus padres.
    Carne de su carne, sangre de su sangre.
    ¿Para qué tienen hijos los irresponsables?

    Mientras agonicen niños en el mundo
    debería ser delito parir uno tuyo.
    Adopción militante.
    Mestiza tu país con los hijos del hambre.

    Basta de nacimientos,
    vasectomía solidaria por decreto.
    Basta de nacimientos,
    vasectomizarse es el remedio.

    Papá es pederasta, mamá sólo fuma en papel de plata
    y yo suelo ir al colegio un poco escocido.
    Desde que cuida de nosotros nuestro tío,
    si se la chupamos bien nos da siempre un tirito.

    Abusos sexuales dentro de tu casa,
    malos tratos a puerta cerrada,
    explotación, mendicidad,
    vidas arruinadas por los cretinos de sus papás.
    Carne de su carne, sangre de su sangre.
    ¿Para qué tienen hijos los irresponsables?




    Doctor Tricornio

    Calambres en los brazos, tirones en las piernas,
    distensiones musculares por haber lanzado piedras.
    Dolor en la columna y en la espalda
    de volcar autobuses para hacer barricadas.
    Quemaduras en manos y cuello
    por las salpicaduras de cocktails chapuceros.
    Tobillos hinchados, pies amoratados
    de correr delante de los que van a caballo.

    Hipertensión en las arterias,
    fumas demasiado y el aliento no te llega.
    Incómodos pinchazos en un codo
    de empinarlo con una garrafa de tintorro.
    Cardenales por todo el cuerpo
    de pelotas de goma que salieron a tu encuentro.
    Agujetas, malestar general.
    Estás muy enfermo. ¿Quién te puede curar?

    Sólo hay un médico especializado
    en enderezar a los inadaptados.

    Doctor Tricornio, Doctor Tricornio.
    El alumno pelota del demonio.

    En la cabeza bolsa de basura.
    Lluvia de golpes sin magulladuras.
    Toalla mojada no deja marcas.
    Ese pecho fuera y las manitas altas.
    Qué mal se respira debajo del agua.
    A la guarra de tu novia le vamos a dar caña.
    ¿Te hace cosquillas el alto voltaje?
    "Voy a pegarle un tiro a tu padre".

    Hombros y muñecas entumecidas
    de firmar en fachadas prohibidas,
    muros, paredes y monumentos
    para incordiar al ayuntamiento.
    Inflamación de rabadilla,
    caíste de espaldas tensando el tirachinas.
    Ardor de estómago, náusea constante.
    ¿Quién puede quitarme esta resaca lamentable?

    Sólo hay un médico especializado
    en enderezar a los inadaptados.

    Doctor Tricornio, Doctor Tricornio.
    El alumno pelota del demonio.




    Promiscuidad

    Lo mismo me da un pecho que otro.
    Lo mismo me da este pene que aquel.
    Lo mismo me da vagina o escroto.
    Lo mismo me da tener que no tener.

    Sexo salvaje sin vaselinas,
    olfateando el placer por los charcos que apestan
    en esquinas, callejones y casas abandonadas, en ruinas,
    que ocultan gemidos inconfesables
    de placer prohibido y a veces aberrante.
    Arriba, abajo, por detrás y por delante.
    Sorbiendo flujos amargos
    pero excitantes, y lamiendo el sudor
    entre espasmos de gloria y dolor
    al sentir ese ardiente escozor
    que produce tanta fricción.
    Entrando y saliendo en cuerpos ajenos,
    desconocidos, muchos amantes,
    pocos amigos, y por encima de todo, nunca los mismos.

    Lo mismo me da un pecho que otro.
    Lo mismo me da este pene que aquel.
    Lo mismo me da vagina o escroto.
    Lo mismo me da tener que no tener.

    Promiscuidad.
    Queremo de gosha!!!

    Ni virus beatos lanzados por el Papa,
    ni horribles pústulas nos hacen desistir.
    Si el cuerpo tiene ganas de mambo
    dale más de lo que pueda digerir.
    ¡Orgasmo ciclópeo! ¡Bien!
    ¡Clímax de infarto! ¡Bien!
    ¡Placer a raudales! ¡Bien!
    ¡Y nunca estoy jarto! ¡Bien!

    Pasando la vida en estado
    de lujuria constante, aquí, allá,
    y en todos lados, unidos, pegados,
    entrelazados en una masa
    de cuerpos brillantes que gimen
    y se estremecen, bacanal, orgía,
    desenfreno, tentando a la suerte
    y gozando a lo grande siempre a pelo.

    Lo mismo me da un pecho que otro.
    Lo mismo me da este pene que aquel.
    Lo mismo me da vagina o escroto.
    Lo mismo me da tener que no tener.

    Promiscuidad.
    Queremo de gosha!!!




    Trabajando para Dios

    Buscando curro debajo de las piedras,
    cansado de llamar a todas las puertas,
    harto de citas con tipos casposos
    que pasan de ti como de un leproso.
    Y acudes a todos los anuncios,
    rellenas formularios absurdos,
    dejas tus datos, nadie te llama
    y acumulas palmadas en la espalda.
    Y en casa la misma charla:
    "Vago, haragán", grita la vieja,
    "Ésto no es ningún balneario.
    A ver si te ganas ya los garbanzos".

    Hasta que un día que estás en casa
    mirando en la ventana a la gente que pasa,
    te fijas, atentamente,
    en las monjas guarras del convento de enfrente,
    lo bien que viven, lo bien que se lo pasan
    haciendo que hacen sin dar un palo al agua.
    Y, ¡albricias!, se enciende la bombilla:
    esta empresa no estaba en mi lista.
    Qué torpe he sido, ahora caigo,
    en la Iglesia nunca hay paro.
    He visto la luz, ¡hip, hip, hurra!
    Mi futuro está en ser un cura.

    Ora pro nobis, ¡yeah!
    Ora pro nobis, ¡yeah, yeah!

    Y me chupo muchos años de seminario,
    comiendo, durmiendo y rezando.
    Me aprendo al dedillo los Santos Evangelios,
    canto, medito y a veces me la pelo.
    Hasta que me examinan y apruebo sacerdote,
    me dan un alzacuello, un uniforme,
    paga extra, un mes de vacaciones,
    mi parroquia, mi cáliz y mis cuatro pobres.

    Trabajando, trabajando para Dios.
    Ahora las hostias las doy yo.

    Y a currar como un loco para una gran empresa
    multinacional que nunca quiebra.
    Reparto bendiciones, desvirgo monaguillos,
    sobo ancianas y me guardo los cepillos.
    Un solo patrón, un solo sindicato,
    director general: el Espíritu Santo.
    Así que si no quieres seguir parado
    aprende a ganarte la vida rezando.

    Ora pro nobis, ¡yeah!
    Ora pro nobis, ¡yeah, yeah!
    Trabajando, trabajando para Dios.
    Ahora las hostias las doy yo.




    A.M.V. (Agrupación Mujeres Violentas)

    Llora Susana cuando viene del metro
    por las barbaridades que le grita siempre un viejo.
    Hoy son guarradas, mañana tocamientos.
    ¡Es que vas provocando con esos vaqueros!
    "Los hombres son así, no les hagas mucho caso,
    nunca cambiarán y hay que soportarlos",
    le dice su madre, ¡mamá felpudo!,
    mientras se maquilla los hematomas
    que firma su marido cuando llega un poco
    bebido. "Y debes aprender
    a bajar la mirada y asumir como normal
    el acoso y la humillación cotidiana
    del mundo hombruno, mundo peludo,
    y aguántales, que el universo es suyo".
    Pero hay mujeres que ya están hartas
    y han decidido empuñar sus armas.

    Agrupación de Mujeres Violentas, ¡violentas!

    Primera medida preventiva:
    spray en los ojos, porrazo en la espinilla.
    Segunda medida de autodefensa:
    patada en la entrepierna.
    Cuando el agresor esté en el suelo
    adviértele que no vuelva a hacerlo.
    Y por si no le ha quedado claro
    pisotéale un poco el cráneo.

    Mujer pensante,
    mujer despierta,
    mujer que lucha,
    mujer violenta.

    Acuérdate de las primeras sufraguistas
    y de tantas otras mujeres pioneras
    que siempre, a contracorriente,
    han sabido pelear y hacerle frente
    a ese gran falo que ha ido dibujando
    la historia, para poner a salvo,
    fuera de peligro, al cómodo y sagrado
    dominio masculino. Y ahora
    te ha llegado el turno de plantarle cara
    a este problema que también es tuyo.

    Mujer pensante,
    mujer despierta,
    mujer que lucha,
    mujer violenta.

    Agrupación de Mujeres Violentas, ¡violentas!




    Menos Yo

    Amanece
    y has pasado la noche sentado medio sopa
    entre lloros, gemidos y lamentos
    casi inaudibles pero muy molestos.
    Y en boca de todos
    las mismas frases desgastadas:
    descanse en paz, era un gran tipo,
    joder, no somos nada.

    Bostezos, ojeras
    legañas, boqueras
    y mucha rabia por no haber pillado
    ni un pellizquito de la herencia.
    En el velatorio
    todos están despiertos,
    pero a nadie le quedan ganas ya
    de seguir llorando al muerto.

    En el tanatorio todos están tristes.
    En la funeraria nadie cuenta chistes.
    Menos yo que no estoy triste, sino todo lo contrario
    porque me han subido el sueldo por lucirme amortajando.

    El cuñado abraza a la abuela
    y se ofrece a pagar a las plañideras.
    Los hijos comentan en corrillo:
    menudo pelota, el tío.
    Una meadita, lavarse la cara,
    rehacer el nudo de la corbata.
    Megafonía, último aviso.
    Recojan el puesto que ya es de día.

    Calienta motores la incineradora
    y el servicio de limpieza empapa sus fregonas.
    Se largan en cortejo los enlutados
    y entramos muy contentos los empleados.

    En el tanatorio todos están tristes.
    En la funeraria nadie cuenta chistes.
    Menos yo que no estoy triste, sino todo lo contrario
    porque me han subido el sueldo por lucirme amortajando.




    Quemé el Liceo

    De siete a diez, clase de solfeo,
    de diez a doce, armonía,
    de doce a dos, técnica vocal
    y por la tarde en casita a practicar.
    Desde niño me vengo preparando
    para ser una figura del bel canto,
    dejando a un lado los placeres de la vida,
    llenándome de moho entre partituras
    en la escolanía de la iglesia de mi barrio
    logré cosechar los primeros aplausos.
    El público flipaba con mi voz blanca
    casi tanto como el cura con mis nalgas.
    Pero al cumplir los catorce, ¡¡horror!!,
    empezó a cambiarme la voz.
    Mi futuro artístico se ensombrecía
    mientras se poblaban de vello mis axilas.
    Si quiero llegar a ser buen tenor
    sólo hay un remedio: la castración.
    ¿Castrado? Sí, pero contento,
    cantando entre las sábanas de mis maestros:
    do, re, mi, doremifasol
    sol, fa, mi, solfamiredo.
    Con mucho esfuerzo y mucha devoción
    domino la magia del solfamiredo
    y acaricio por fin mi sueño dorado
    de triunfar ante un público entregado.
    La realidad ha frustrado mi gozo,
    la ópera es un ghetto de tenores mafiosos.
    Así que olvídate de pisar un escenario
    porque aquí el pastel se lo comen entre cuatro:
    Carreras, Domingo, Pavarrotti,
    Caballé, su hijita y sus amigotes.
    Y mientras yo desperdicio mi talento
    cantando rancheras en el metro.
    Do, re, mi, doremisfasol,
    sol, fa, mi, solfamiredo.
    Porque fui yo quien quemó el Liceo,
    porque yo fui el que le prendió fuego,
    porque fui yo quien quemó el Liceo,
    porque yo fui el que le prendió fuego.
    Fígaro, fígaro, fígaro, fígaro.
    Ahora sí que doy el do de pecho,
    cuando esnifo las cenizas de todo lo que quemo.
    El Liceo y La Fenize de Venecia
    son sólo dos tizones de esta gran hoguera,
    que tiemblen los empresarios
    porque voy a hacer arder todos sus teatros.
    Allá donde canten los tres tenores
    estaré acechando entre bastidores
    con mi garrafón de gasolina,
    el zippo, la mecha, o la caja de cerillas.
    Ahora llevo yo la voz cantante
    y abraso con mi antorcha sus cuerdas vocales.
    Solista, pirómano y justiciero,
    azote de melómanos trapicheros.
    Sólo pararé de quemarlo todo
    cuando dejéis que canten otros.
    Do, re, mi, doremifasol,
    sol, fa, mi, solfamiredo.
    Porque fui yo quien quemó el Liceo,
    porque yo fui el que le prendió fuego,
    porque fui yo quien quemó el Liceo,
    porque yo fui el que le prendió fuego.
    Fígaro, fígaro, fígaro, fígaro, fígaro.
    Porque fui yo quien quemó el Liceo.



    Tus Monsergas

    ¿Qué fué de las palabras? ¿Qué fué de las ideas
    que escuchábamos atentos en tus charlas de taberna?
    Recuerdo las horas que pasaba boquiabierto,
    alucinando bellotas con tus razonamientos.
    Y cómo convencido abracé esos ideales,
    sellando el compromiso con un pacto de sangre.
    Aún guardo aquellos textos que me fotocopiabas
    y los comunicados que hiciste que firmara.
    Fueron años duros de lucha y compromiso,
    donde los camaradas eran más que los amigos.
    Nos jugábamos el cuello defendiendo la utopía
    de que hablabas con detalle en los libros que escribías.
    Pero con el tiempo confirmo mis sospechas
    de que no te crees ni tú las mentiras que cuentas.
    Fuimos socios para el barro, pero no para la gloria.
    Mientras yo me lo curraba tú ponías la boina.
    Ahora te has reconvertido en un digno diputado
    y vienes a pedirme el voto al albergue del jubilado.

    Nunca, nunca, nunca,
    tus monsergas, nunca más.
    Nunca, nunca, nunca,
    discursitos, ni uno más.
    ¿Hasta cuándo, hasta cuándo?
    ¿Hasta cuándo me la vas a seguir clavando?




    Ultramemia (Gallego)

    Non é bo para ti que preguntes demais,
    que te apartes do carreiro do perfecto cidadan.
    Matrimonio soso, traballo precario
    na tua mente a quimera de te facér encargado.
    Tampouco che convén perderte en moitas leiras
    cos feitos que, o pensalos, se converten en problemas.

    Deixa que o mundo siga o curso seu
    e continua o teu camiño en silencio e o teu.
    Non cometa-lo erro de altera-las directrices
    en que se apoia a xente con quen vives.
    "É preferible a inxustiza a desorde"
    dicia o meu avo o se abrocha-lo uniforme.

    A tua conducta inquieta os veciños,
    sinalante pola rua os que foron teus amigos.
    Isto xa era asi antes de que ti naceses,
    non lle deas mais voltas, cala e obedece:

    Porque estás en Ultramemia,
    vivirás en Ultramemia,
    naceches en Ultramemia,
    e morrerás de noxo
    bordando co teu tedio a sua bandeira.

    Non é aconsellable desconfiar do mandatario,
    sagrado temonel do teu destino e o teu fado.
    El pensa por ti para que non penses en nada:
    cun cerebro sobra para toda a niñada.

    Enturbas con dubidas a imaxe do Mister
    e por riba pretendes que ninguén te vixie.
    Isto xa era asi antes de que ti naceses,
    non lle deas mais voltas, cala e obedece:

    Porque estás en Ultramemia,
    vivirás en Ultramemia,
    naceches en Ultramemia,
    e morrerás de noxo
    bordando co teu tedio a sua bandeira.

    Segue cos selos ali na estafeta,
    mellor ser anodino ca profeta.
    Quita esas parvadas dos miolos.
    Tampouco é tan incomodo vivir de xeonllos.




    Ultramemia (Catalán)

    No es prudent que vagis preguntant,
    que t'allunyis del cami del perfecte ciutada.
    Matrimoni fatigos, ocupació en mal estat
    i tu sempre amb la idea de que et facin encarregat.
    Tampoc et conve trencar.te la mollera
    per cosas que, al pensar-.les, convierteixes en problemes.

    Deixa que el mon segueixi el seu curs
    i tu en silenci i a veure si t'en surts.
    No cometis tu l'error d'alterar les directrius
    que dirigeixen la gent amb la que vius.
    "Es preferible la injusticia al desordre"
    deia l'avi fatxa al posar.se l'uniforme.

    La teva conducta inquieta als veìns,
    els teus amics ja no saben ni que dir.
    Tot era aixi abans que tu neixesi,
    aixi es que calla, jeu i no et queixis:

    Perque estas à Ultramemia,
    viuras à Ultramemia,
    has nascut à Ultramemia,
    i et moriras de fastig
    brodant amb nausea la seva bandera.

    No es aconsellable desconfiar del dirigent,
    que guia el teu desti i tota la teva gent.
    Ell pensa per tu, es que encara no ho veus:
    amb un cervell sobra per la penya que va a peu.

    Fas que el president sembli ser mistic
    i a sobre pretens que ningu et vigili.
    Tot era aixi abans que tu neixisis,
    aixi es que calla, jeu i no et queixis:

    Perque estas à Ultramemia,
    viuras à Ultramemia,
    has nascut à Ultramemia,
    i et moriras de fastig
    brodant amb nausea la seva bandera.

    Poses la polissa a la estafeta,
    mellor ser innocu que profeta.
    Treu.te del cap al dirigent enderrocat.
    Tampoc es tan incomode viure agenollat.




    Ultramemia (Euskera)

    Ez duzu ona gehiegi galdetzea,
    iritar prefectu, ezkon bizitz asper.
    Eta lan kaxkarretatik aldentzea
    eta gogoan enkargatu izateko amets urruna.
    Ez zaizu komeni buelta gehiegi ematea
    pensatzean arazo bihurtzen diren gauzei.

    Utzi munduari bidea jarraitzen
    eta kure kaxa, ixilik ekin.
    Ez aldatu bestearen bizitza
    ez da bide egokiena.
    "Hobe da bidegabekeria desordena baino"
    zion aitonak uniformearekin.

    Zure auzokoak urduritzen dituzu,
    seinalatzen zaituzte zure lagunek.
    Horrela zen zu jaio aurretik,
    ixilik eta bete esandakoa:

    Ultramemian zaudelako,
    Ultramemian biziko zarelako,
    Ultramemian jaio zarelako,
    eta nazkatuta hilko
    zara beren bandera muxukatzen.

    Ez da komeni buruzagiak ez fidatzea,
    zure patuaren lemazain sakratua baita.
    Berak zure ordez pensatzen du:
    buru bakarra aski da guztientzako.

    Liderraren irudia zalantzan jartzen duzu
    gainera inork saindugabe bizi nahi duzu.
    Horrela zen zu jaio aurretik,
    ixilik eta bete esandakoa:

    Ultramemian zaudelako,
    Ultramemian biziko zarelako,
    Ultramemian jaio zarelako,
    eta nazkatuta hilko
    zara beren bandera muxukatzen.

    Segi seiluekin postetxean,
    profeta i aten ez saiatu.
    Kendu burutik guzti horiek.
    Belauniko bizitzea ez da deserosoa.




    Miedo a un Planeta Def ´96

    No es la hora de pedir socorro,
    es la hora de los mamporros.
    No es la hora de pedir auxilio,
    porque es la hora de montar el cirio.

    Hay un sorteo de hostias
    y tú tienes papeletas, tienes muchas papeletas,
    ¡un montón de papeletas!
    Cuantas más papeletas, más posibilidades
    de ganarte las hostias que van a sortearse,
    y que te busque tu familia por los hospitales.

    Si con los dedos de las manos y los dedos de los pies,
    con la polla y los cojones todos suman veintitrés,
    tú te vas a quedar en dieciséis;
    te sobran siete cosas y tú eliges cuáles
    y búscate la vida por los hospitales.

    Miedo a un planeta DEF.
    Nada en el mundo nos podrá detener.

    Mírate en el puño de Def Con Dos,
    mírate en el puño de la razón.
    Reza al razonar, razona al rezar
    y pide por favor no te vayas a encontrar
    con algún comando suelto del Escuadrón.
    Ya has sido juzgado, ya has sido juzgado.
    Ya tienes tu castigo, ya tienes tu regalo.
    Abre las tijeras y espera de pie,
    es de mala educación esperar sentado.
    Basta de chorradas y de estupideces,
    Def Con Dos sigue en sus trece
    y el que no se dé cuenta
    tendrá lo que se merece,
    contaremos hasta tres antes de que empiece
    la caza del cretino y también del mequetrefe.

    Miedo a un planeta DEF.
    Nada en el mundo nos podrá detener.

    Vas a empezar a tener miedo a un planeta DEF,
    vas empezar a entender
    que nada en el mundo nos podrá detener.
    ¿Dónde está el hombre que tenga un plan
    para dar papeletas en el stand
    que ya pusimos en la Expo Universal?
    ¿Qué te ha parecido la broma asesina?
    ¿Es mejor morir en gracia divina
    que vivir como Dios a la vuelta de la esquina?
    Caramba, caramba, caramba,
    caramba, caramba, caramba,
    ¡mira tú qué bien!
    en el sorteo ante notario celebrado ayer
    has ganado varias hostias en la cara y en los pies.

    Miedo a un planeta DEF.
    Nada en el mundo nos podrá detener.



    webmaster@rockmusic.org
    Copyright © 1997-98 Rockmusic.

    [Página Principal][Def Con Dos][Discografía]